Apple eliminó decenas de miles de productos de la versión china de su App Store en Nochevieja, para satisfacer las demandas de Beijing. La mayoría de ellos eran juegos de pago.

Defensores de los derechos civiles han dicho que la empresa debería ser más transparente sobre por qué otras apps han sido eliminadas antes de la fecha límite. La empresa de tecnología de EE.UU. a veces desafía las órdenes de retirada, pero dice estar sometida a la regulación local.

La empresa puede haber sentido la presión de las autoridades chinas, que durante años han estado esforzándose por hacer cumplir las normas.

Apple elimina más de 40.000 títulos de la App Store en China

Una China cada vez más cerrada

El rumbo de China hacia la independencia tecnológica y socioeconómica ha estado en los titulares durante años. La nación optó por invertir en industrias locales en todos los ámbitos, que pasaron a tener notoriedad internacional.

Existen alternativas en línea a sitios populares como Facebook y YouTube, prohibiéndose los originales en un intento de proteger celosamente la información social. Aunque no tan cerrado como Corea del Norte, China no es un mercado abierto completamente al contenido occidental.

Con este contexto, la eliminación de cerca de 46.000 apps parece algo menos descabellado. Lo que podría ser más sorprendente, sin embargo, es que se estima que 39.000 de ellas eran juegos para móviles.

Esto ha afectado especialmente a algunos desarrolladores de juegos de pago, por ejemplo, Ubisoft, los creadores de Assassin’s Creed Identity. Si bien la purga no afecta al resto del mundo, ciertamente muchos ciudadanos de China pueden no estar contentos con esa “limpieza”.

Así como durante la Guerra Fría se decía que telón de acero que había caído sobre Europa del Este, en este caso se trata de una caja fuerte digital que encierra a China. Especialistas de Cerrajeros Castelldefels opinan que no hay cerrajeros a la vista que permitan abrirla, al menos en el corto y medio plazo.

¿La razón? Las licencias de juegos de pago

China introdujo una ley hace cuatro años diciendo que los juegos deben tener un número de licencia oficial para poder ser vendidos en el país. De esta forma se prohibió a las empresas extranjeras que vendieran juegos directamente a los consumidores.

La única forma legal de hacerlo era asociarse con empresas locales y registrar el juego con un ISBN, un número de registro internacional que suele identificar a libros y otro tipo de contenido. Resulta que muchas de las aplicaciones no han cumplido con esta regla en particular.

Y mientras que olvidarse de registrar un ISBN es un descuido que se perdonaría a la mayoría de los desarrolladores, el país en cuestión es China. Un país que incluso censura parte de su historia reciente.

No es la primera vez

A pesar de lo repentino de la purga y de lo numerosas que son las bajas, este no es el primer ejemplo de este tipo de conductas en tiempos recientes. De hecho, Apple tuvo que purgar más de 30.000 aplicaciones en su tienda el verano pasado.

Todas ellas tuvieron la misma infracción de no estar registradas en el gobierno local. Incluso con todo esto en mente, es muy probable que el efecto general en los consumidores sea de corta duración.

Google no se ve afectado ya que los dispositivos Android que se venden en el país no utilizan su Play Store, y los mercados locales ya han tomado sus propias medidas para cumplir con la normativa.

Apple solo ha informado parcialmente

Más allá de los juegos, los censores chinos también han emprendido una campaña contra las aplicaciones utilizadas para el fraude, la pornografía, la prostitución, el juego y la violencia, además de las que contienen información políticamente sensible u otros contenidos considerados ilegales.

Esto incluye aplicaciones tan comunes como TripAdvisor, que se usa para dar recomendaciones de viaje y hospedaje, entre muchas otras. Apple publica regularmente el número de aplicaciones que se le ha ordenado eliminar en el país, pero no nombra los productos involucrados.

Grupos de derechos humanos en occidente han encontrado inconsistencias entre el número de aplicaciones faltantes y las que Apple dice haber eliminado. Esta inconsistencia muestra que un gran número de aplicaciones políticamente sensibles están siendo retiradas de la App Store china.

Por admin