La mayoría de los robos ocurren entre 10  de la mañana y las 3 de la tarde, y es que es el horario donde más casas están desocupadas

Según las estadísticas, en España ocurren unos 2500 robos al día, que quizás no sean cifras muy reales, por la falta de denuncias, pero en ciudades como Madrid o Barcelona, Sevilla, Valencia o Toledo, las cifras son mucho más altas.

La mayoría de los robos no involucran violencia o el uso de un arma, pero las víctimas pueden sentirse traumatizadas por meses después de un robo, no solo por la pérdida de su propiedad, sino por la inquietante sensación de que había un delincuente en su casa y el miedo a que él o ella pueda regresar.

La mayoría de los «ladrones» solo quieren irrumpir en su casa, encontrar algo de valor y salir lo más rápido posible.

Los artículos más comunes robados incluyen dinero en efectivo, joyas, armas, drogas y pequeños aparatos electrónicos (como I-pads, teléfonos inteligentes, I-pods, etc.).

Estos artículos pueden ser llevados fácilmente, usados ​​inmediatamente por el criminal y / o cercados a otro criminal o a una casa de empeño; de ahí su atractivo para el malo.

Debido a que la mayoría de los robos no son presenciados y muchos ladrones no dejan huellas dactilares u otras evidencias, la tasa promedio de arrestos por robos son bastante bajos.

¿Eres una de las personas vulnerables?

La lección aquí es bajar tu riesgo, necesitas «endurecer el objetivo «para que tu casa sea más difícil de entrar.

Los ladrones por lo general quieren un blanco fácil, donde puedan entrar y salir rápido. Seleccionan un hogar desocupado de fácil acceso tanto para entrar como para salir.

Por lo general un objetivo fácil son las viviendas unifamiliares y principalmente las que no tienen un sistema de seguridad.  Por lo general cuando ven cámaras o cercos eléctricos ni se acercan.

Es más probable que los jóvenes sean víctimas de robo, y se cree que es debido a que usualmente poseen lo último en productos electrónicos, teléfonos, tabletas, computadores, etc.

También existe un pico de denuncias entre la población de 60 a 80 años, se supone que sea porque están más indefensos.

Cómo protegerte

Primero que nada, lo ideal es que contactes a tu cerrajero Sants de confianza, preferiblemente miembro acreditado de la Asociación de cerrajeros, para que te asesore en las opciones disponibles en el mercado que podrán hacer tu hogar más seguro.

El te puede asesorar en cuanto a sistemas de alarma, puertas y cerraduras y algunos consejos generales, especialmente cuando tú y tu familia están fuera de vacaciones.

Utilice esta información para realizar una encuesta de prevención del delito en tu hogar. Mucho de las sugerencias son de bajo costo y fácilmente disponibles.

También puede compartir este problema con sus familiares, amigos y vecinos.

Otra buena idea es colocar un signo de que tu hogar está resguardado con alarmas, por lo general estas señalizaciones espantan a los ladrones.

Una vez que tengas tus sistemas de seguridad debidamente instalados, utilízalos.  Estudios han demostrado que la gran mayoría de las personas olvidan colocar la alarma al salir de casa, y aún más cuándo están en ella de noche.

Por admin